lunes, 12 de marzo de 2012

La Palabra Diaria

Romanos 10: 8-13
Entonces, ¿qué dice? "La Palabra, está cerca de ti, en tu boca y en tu corazón". Esta es la Palabra de fe que predicamos: Así, si con tu boca confiesas que Jesús es el Señor, y en tu corazón crees que Dios lo levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para ser justificado, y con la boca se hace confesión para salvación. Pues la Escritura dice: "Todo el que crea en él, no será avergonzado". Y no hay diferencia entre judío y griego, ya que uno mismo es el Señor de todos, y es generoso con todos los que lo invocan. Porque "todo el que invoque el Nombre del Señor, será salvo.